Pedacito de luna

Solo soy yo. Mortal de espiritu libre, compartiendo un pedacito de mi.

Y a pesar de tu apariciencia, tu sensibilidad desborda en mi el deseo de cuidarte y protegerte todo el tiempo, de mimarte, cosentirte y tener uno que otro sueño loco desenfrenado, incapaz de culminar y solo divago por las noches en las historias locas que en mi mente solo habitan en silencio y oscuridad.

Imagino qué susurro en tu oído mis deseos más oscuros, mi pasión, mi sentir, mi dolor. Imagino que me tomas entre tus brazos que me haces el amor de una forma pasional que solo con el sentir el palpitar de tu corazón, logró sentir lo ávido que esta tu corazón de amor.

Bésame en silencio, tómame, sienteme, acaricia lentamente mi cuerpo, besa cada cada rincón oscuro de mi ser,  tan sediento de ti.  Bailemos, gritemos, lloremos, lleguemos al climax del deseo! De lo que  tu no sabes y en mi loca imaginación habita. No digas nada más en nuestra oscuridad perfecta antes de despertar a nuestra cruel realidad. A mi triste realidad, de recibir el amanecer en mi cama sola y saber que todo fue un absurdo sueño y que tu no estas en mi presente, sin embargo habitas en mi oscuridad perfecta donde mi cama y mis sueños cada noche te esperan con mucha ansiedad de revivir nuestros sueños locos en donde conectamos nuestras emociones y solo tu yo somos los protagonistas de esta historia de amor en silencio.



Luna Quisan


Entres miradas y sonrisas, fueron cómplices de lo que sentían. Deseando que el tiempo se detuviera para eternizar dicho momento  en la mente de cada uno de ellos.
Disfrutando de la oscuridad, de la frase, letra, sentimiento e interpretación de cada canción encontrada, dejaron llevar sus sentimientos al clímax del deseo frustrado, conteniendo con uñas y dientes el deseo de culminar el día entre besos y caricias, pasión y deseos.

Mundos diferentes habitan cada quien. Vidas paralelas comparten en espíritu.

Y mientras los pensamientos vuelan, ellos en silencio se dedican una canción.



Luna Quisan

Extiende tus alas
Cierra los ojos
Dame tus manos
Vuela a mi lado
No en cuerpo
No en alma
Fundamonos en pensamiento.
Volemos a la montaña
Tu de rojo y yo detrás de la ventana tras aquellas cortinas traslucidas
Tu con tu sonrisa y paciencia, y yo, con mi picardía y dulzura.
Disfrutemos de las miradas...
De tu aroma, de tu sonrisa, de ti, de mi, de todo...

Y... sin mas.... digamonos adios (de momento) en el elevador.

Octubre, me encantas con esas lunas hermosas, con tus vivencias y pasiones.

Cuando pensaba que el día sería aún más tedioso, llegó un angelito guardian a darme apoyo en todos los aspectos.

Bien dicen que el trabajo en equipo es lo mejor que puede existir, pero más aún, cuando a pesar de esas horas pesadas, en las que mis ojitos y mi mente estaban más que bloqueadas, llegó a mi camino una persona dispuesta a apoyar y es ahi donde descubres parte de sus cualidades.

Alguien, que dejó de hacer muchas cosas personales, para quedarse y ayudarme a sacar el trabajo adelante. Un Hombro más que Dios pone en mi camino.

Lo único que puedo decir es: GRACIAS!

El 2014 ha traído muchas sorpresas y yo espero que de momento sea todo. ¿En qué momento podré llorar a moco tendido y hundirme en una depresión, en una catarsis y martirizarme a lo tonto?
 
Despedí a mi pitilla e inicié el año aprendiendo a vivir sin su presencia física. No me he detenido a llorar como yo hubiera querido, no ha habido tiempo, siempre hay algo que hacer. Organizar la vida, estar al pendiente de mi mamá, el trabajo, en fin.... no se que tan bueno sea eso.
 
Pensé en que el 7 de marzo, yo cumpliría 32 años. Aunque no tenía mucho humor para una fiesta, pensaba en una comida familiar y ya.
 
Las tradiciones en Chacalapa cuando alguien fallece, son muchas y el 8 de febrero se cumplirían los 40 días de la partida de mi Pitillita. La tradición es hacer un rezo, misa, ir a la tumba, desayuno para la gente que asiste. Entonces entre la logística de los 40 días y todo lo que implicaba, anduve algo entretenida. 20 días después sucede algo inesperado que cambiaría por completo mi vida. Intentan secuestrar a mi esposo.
 
Uno jamás imagina estar en una situación así. Escucha historias de otras personas que han pasado por eso, pero nunca se llega a pensar que se puede vivir dicha situación.
 
De entrada, al recibir la llamada de mi esposo pidiendo ayuda, no me bloqueé, logré actuar rápido. Efectivamente, un frío me invadió por todo el cuerpo, me puse muy nerviosa, me aceleré y en ese momento quería volar, tener una capa, tener poderes, volverme súper chica, no se! volar a su lado y rescatarlo. Quería tener la fuerza de Hulk para matar a esos individuos que se atrevieron a hacer tal acción, quería ser doctora para curarlo, atenderlo inmediatamente y saber exactamente como medicarlo.  
 
Pero bueno, solo fui una simple mortal que logró salirse del trabajo y correr en auxilio de su esposo. Cuando llegue a verlo, a pesar del semejante cuadro de heridas, logré mantenerme firme y pensar, pensar, pensar en qué hacer. Dios me puso en el camino a las personas exactas que podían ayudarme a sacarlo adelante. Mi papá como siempre, a mi lado, actuando junto conmigo y rescatando al yerno. Íbamos contra el tiempo, buscando soluciones, y todo, gracias a Dios, se dio favorablemente.
 
El Diagnostico.
Cuando vi la tomografía y los daños causados, también me mantuve firme. Caray! he llegado a pensar que esa no era yo. No entiendo como logré aguantar tanto. En fin, me dan el diagnostico y después de todo lo malo, le pregunte al doctor si había solución y posibilidades de vida (esperando escuchar urgentemente un si) y bendito Dios así fue. En ese momento mi cuerpo descanso y sentí un inmenso alivio por dentro. No importa que hay que hacer, pero "sálvelo". Y así fue. a tres semanas de ese suceso, tengo a mi lado en recuperación al hombre tierno y sincero, que me regala caramelos y quien decidió ser mi pareja, hasta que Dios así lo decida.
 
Han sido unas pruebas difíciles. He querido gritar y he gritado. Pero también, le he dado gracias a Dios por toda esta bendición que nos ha mandado, porque a pesar de que nos esta lloviendo sobre mojado, estamos saliendo adelante, estamos unidos, juntos y sobre todo, amándonos.
 
El 7 de marzo cumplí 32 años, ese día dieron de alta a mi esposo en el hospital. ¿Mi mejor regalo? su vida, su presencia, su compañía. No hubo cena familiar, no hubo regalos, no hubo nada de eso. Hubo mucha gratitud, paz y tranquilidad por tener en casa al hombre que amo.
 
¿En qué momento he llorado?, pues no se, no ha habido un momento sabroson para llorar. Lo único que sentía eran unas terribles ganas de escribir y desahogar todo esto que traigo cargando en el pecho.
 
Me da coraje el vivir una situación así y ver la porquería de autoridades que tenemos. En que, si no "te mochas" tu tramite demora mucho mas. En que la policía que "aparentemente" nos cuida, es la mas corrupta y ratera. En que tienes que recorrer tres delegaciones del ministerio publico a las 11 de la noche y ninguna quiere tomar tu declaración porque no es la que te corresponde, derivado de que los hechos ocurrieron en otra zona.  Entonces? uno tiene que ser el propio detective y hacer justicia por su propia mano? A eso nos están orillando las autoridades con tanta corrupción, porque verdaderamente el pueblo esta cansado de tanta corrupción. La enseñanza que me queda, es que en nadie puedes confiar. Todos te piden dinero, todos buscan sacar una ventaja de un hecho desmoralizador.
 
Por eso la gente no denuncia, porque nada camina, nada avanza. Por eso la gente no saca sus vehículos del corralón por las cuantificables cantidades que tienes que pagar, porque un hijo de la fregada robó tu vehículo, y para rematar, la situación de  salud de la persona que fue agredida.
 
Y es que todo es por episodios. Primero de la angustia, la mortificación, el coraje, el enojo y justicia. Comienzo a descubrir dentro de mi a una persona que no conocía y es que los golpes que te da la vida, definitivamente te hacen cambiar. Obviamente, para bien, pero hay momentos en los que me hierve la sangre y se me hace todo tan injusto. En momentos como esos, solo me resta pedirle a Dios dirección y sabiduría, para estar tranquila y tomar las mejores decisiones. Lo único que pido ya es un  poco de tranquilidad, ya basta por un momento de tanto ajetreo. Si esto es una prueba de resistencia, de amor o de lo que sea, creo que ya la hemos pasado.
 
Lo mío no es nada a comparación de lo que le ocurre a otras personas, gracias a Dios y a pesar del tremendo susto todo esta bien, pero hay otras personas que lo viven peor, pienso que no es bueno quedarse callado y hay que luchar para que este sistema corrupto se acabe por completo, porque si no, es muy probable que acaben con nosotros mismos. Y este no es el México que quiero para mis hijos y su descendencia. no es justo.
 
 
 
 
 

De vez en cuando la vida afina con el pincel, se nos eriza la piel y faltan palabras, para nombrar lo que ofrece a los que saben usarla...
 
De vez en cuando la vida nos gasta una broma y nos despertamos sin saber que pasa, chupando un palo sentado, sobre una calabaza.


Ha sido todo tan rápido, que no me he dado el tiempo de detenerme un momento y analizar todo lo que ha pasado en estos escasos 4 meses. Terminé el 2013 con un terrible hueco en el corazón y así, inicié el 2014. Extrañándola día y noche. Recordando cada momento vivido desde mi infancia. Aquellos suculentos desayunos, los domingos de misa y saliendo era muy seguro que me compraría unos churros en el mercado. Regresábamos a casa, caminando por los callejones, las bolsas llenas de "mandado" para preparar aquel delicioso desayuno. Nuestro andar era bajo el sol, pero con una sombrilla siempre cubriéndonos.
 
¿Qué puede escribir una nieta de su abuela? de la mujer que fue mucho mas que una abuela, de la mujer que se convirtió en una verdadera madre. Ella era, y digo "era", porque su alma, su espíritu y toda ella está con Dios, aquí solo yace su cuerpo en su natal Chacalapa. Les podría contar del montón de travesuras que le hacia, de que adoraba verla tejer en su merecedora, con bata de colores manchada de comida, sus sandalias blancas y mugrositas, sus aretes de oro y su cruz colgada al cuello. Siempre sonriente, recibiendo a todos con una buena actitud, muy amable y atenta. Siempre ofreciendo algo para comer. 

Ella era una mujer que amaba a sus hijos por sobre todas las cosas. Dio tanto amor, que muchos no supieron valorar eso tan hermoso que les brindaba. No dejare que ese oscuro recuerdo manche las palabras que quiero plasmar hoy aquí. Quiero contarles que mi abuelita era mujer única, dispuesta a dar. Una mujer que vivió 96 hermosos años como una verdadera Reina. Entregada en cuerpo y alma a los suyos y criando a su estilo Chacalapeño a mi Pedacito de Luna.  
 
Aún duele, duele mucho su partida. La extraño, porque a pesar de sus 96 años, pienso yo, que pudo haber estado aquí, unos cuantos años mas, pero solo Dios sabe porque las cosas tuvieron que ser así.
 
Fue una mujer tan buena y linda, que Dios le concedió la dicha de despedirse tranquilamente durante una semana de la gente que verdaderamente la quería. Tan lucida, recordando siempre a todas las personas, platicando de las anécdotas del pasado y cuando ya era hora de que las visitas se retiraran, muy a su estilo, les daba una bendición. Bendición que a muchos nos hizo un nudo en la garganta y nos arrojaba al llanto. No hubo persona alguna que no derramara una lagrima mientras daba esa bendición.
 
Al principio yo estaba muy enojada con muchas personas, y no entendía porque a ella, siendo una mujer tan buena, le tenía que pasar eso, tenía que terminar sus días con esa tristeza en el corazón. Estuve enojada muchos días, no era justo, no para ella. Pero hoy, trato de ver las cosas de otra forma y entiendo que son los designios de Dios y que era su momento.
 
Y estoy más agradecida porque yo me lleve la mejor parte de ella, tuve la dicha de estar de pie a su lado, de cuidarla, como ella me cuidaba cuando yo era una bebe. De darle de comer, así como ella me atendía y procuraba cuando preparaba mi comida. De bañarla y peinarla, así como ella me bañaba en la batea de la casa a jicarazos. De cuidarle el sueño mientras dormía, contemplarla al dormir, cambiarla, limpiarla, en fin.... disfrutaba atender a la mujer que cuido tantos años de mi hija y de mi.
 
Ella partió el 30 de diciembre del 2013 y el 31 de diciembre a las 15:00 hrs., al son del Mariachi sepultamos su cuerpo cansado.
 
Ese lunes 30 de diciembre, despertó diciendo: "He visto a Dios y estoy lista para irme", y nosotros (mis hermanos y mi mamá) le dimos las gracias por tanto amor y la dejamos partir. Ella solo se limitó a contestar: "los amo, los amo, los amo".
 
Solo Dios sabe cuanto la amo y la amaré toda mi vida. Solo Dios sabe cuanto duele su partida porque mujeres como ella jamás se olvidarán. Un verdadero ejemplo de vida.
 
Pitillita, es un orgullo ser mas que tu nieta.

En el mundo de las apariencias el sol brilla con una fuerza impresionante, hay un arcoíris con colores radiantes, alegría, emociones hermosas, sonrisas, todo pareciera una hermosa perfección.

 ¿Qué tan difícil es decir: lo siento?
¿Qué tan difícil es decir: me equivoque?
¿Qué tan difícil es decir: discúlpame?

Y mientras me cuestiono esto, una y otra vez, no puedo dejar de recordar mi etapa adolescente, en donde a la luz de la luna, escribía mis primeros pensamientos.

Por momentos, cuando me siento triste quisiera correr y desahogar mis pensamientos furicos en aquella libreta vieja, si, aquella libretita que fue cómplice de mis inquietudes y locuras, amores y desamores, triunfos y muchos fracasos.

¿Por qué no recurro a ella? La verdad, no lo sé. Posiblemente, porque solo lo he pensado y prefiero quedarme en mi cama, aplastada, abrazando una almohada que me acurruca, llevándome al sueño de mi escapatoria depresiva.

Sin embargo, en días como hoy, donde el superficial sol brilla en el mundo de las apariencias, quisiera gritar al viento, quisiera llorar a moco tendido hasta quedar dormida por el llanto, quisiera correr y correr, escapar de la realidad, para alejar de mí, esas mismas palabras, ese mismo enunciado que una y otra vez me taladra esta cabecita loca: ¿Qué estoy haciendo mal? Si tan solo alguien se pudiera meter en esta cabecita y en este corazón, comprendería y entendería mi forma de pensar?

A veces, ese desgaste diario de anexos, agregados e invitados, va debilitando mi fuerza y tengo mucho miedo de llegar a un punto del camino en el que solamente me siente a contemplar el andar rutinario de todos los individuos que giran en mi entorno, y yo, ahí, sin hacer más, sin avanzar, sin ganas de hacer nada, de continuar.

Y por eso y muchas otras tantas cosas más, me pongo a recordar aquellos días de adolescente, donde la luna, el techo de mi casa y mi perrito, eran testigos fieles de aquellos pensamientos. Donde solamente tenía que luchar con las sombras que me perseguían en la oscuridad y nada más.

Pensamientos infinitos vuelan,
Vuelan tanto que se pierden en la nada,
Nada queda de mí solo una sombra,
Sombra que significa luz para la calma.

Marzo/2013

Soy amante de las frases tan profundas, dolientes y comprometedoras. Soy amante de las letras y las palabras que te cachetean cuantas veces quieran.


Para muestra, solo lean lo que encontré en el siguiente blog:


Un alma en retazos: AHOGADOS:

 Me ahogó la falta de aire que te llevaste con tus suspiros. Tu ausencia me asfixió los sueños que nos quedaban por cumplir.
Y ahora, ya no pides espacio para respirar porque no sabes qué hacer con tanto aire.
Te ahoga la consciencia de tu propia soledad.


¿Qué tal? Chingaquedito como me gustan!  :)

Increíble que cada vez que escucho “tu letra podré acariciar” de mi adorado Alejandro Sanz, me proyecto a un huequito en el alma, en donde habitan un sinnúmero de emociones y sentimientos que en lugar de frustrarme, sencillamente dibujan una sonrisa y me motivan a continuar en este espacio, que de repente abandono.


“…y aunque a veces aparento estar muy lejos estoy aquí, la música que hago quiero que sepas nació de ti…”

10-Julio-2012

Y ahí estaba ella, con brotes de ansiedad buscando en algún lado un poco de tranquilidad.
En su cara lleva las marcas de la desesperación y frustración que carga con su pasado.
Y ahí estaba ella… intentando buscar en palabras ajenas un poco de consuelo, comprensión y apoyo.
Buscando encontrar en aquellas palabras, la terapia para el arreglo de su alma.
Buscando, quizás, el olvido de su pasado y el coraje para mantener la firmeza del presente.

No es necesario olvidar, sino mas bien, aprender a afrontar y tomar con carácter las decisiones.


10-Julio-2012


Cuando tomé este espacio como mi desahogo virtual, recuerdo que en varias ocasiones escribí sobre encontrar a un chico lindo, tierno y sincero que un día me regalara caramelos.

Basta con decir que ese chico ha llegado a mi vida, y efectivamente, es un chico lindo, tierno y sincero y aún no me ha regalado caramelos, pero hace que mi vida a su lado este llena de dulzura y sea infinitamente especial.

Basta con decir que llegó a mi vida en un momento preciso y ha complementado mi felicidad, me llena de paz.

En fin, mi corazón de pollo se ha enamorado. Mi cabecita loca piensa en él. Mis maripositas en el estómago rebolotean de felicidad cuando estamos juntos.

El 21 de abril habrá Luna Nueva y la estrellita de Tapalpa brillará con más fuerza ese día.

Increíble la forma en cómo de dio la amistad. Nos conocimos desde la secundaria, pero, la convivencia fue por el blog.

Fue en el 2008, me encontraba con la “Y” (mi pinche vieja con copete de gallina peleonera), tomándome un cafecito en nuestro adorado Vips, y sin más ni más, entre cafecito y charla, abrió mi blog. Obvio, me dio una breve e intensiva introducción del uso de blog, así como la creación de entradas, y bueno, me lo recomendó como una buena terapia, diciéndome que, “estaba chido”.

Como buena alumna, seguí sus instrucciones al pie de la letra y tomé como terapia el blog. Únicamente leía el blog de la “Y” y el de Amaya Marichal. En ese tiempo, el blog changarro de Amaya estaba a la orden del día, casi de un post diario. A través de sus letras, viví la situación que atravesaba con su parálisis. Lo difícil que le resultaba conseguir empleo. Los viajes con el Aleks y la Chepis. Las terapias. Los cursos de diseño en Guadalajara.

Conforme leía su vida, me adentraba más a ella y comencé a dejarle un comentario en cada entrada. Cada que escribía un comentario, era de ley, chismosear lo que “otros” comentaban respecto al post. ¡Qué hermoso guateque se armaba ahí!, de cada cosa que no enteramos. Jijiji. Y bueno, cada que alguien escribía algún comentario y éste llamaba mi atención, rápidamente comenzaba a investigar quién era tal persona. Así fue como hicimos, sin buscarlo, una unión bloggera muy padre. La “Y”, “El mundo según Amaya”, Ernesto en Barcelona, Disfrutando la vida, Laura, Diliviru, Panchin y de repente uno que otro agregado, nos apoyábamos virtualmente.

Gracias al maravilloso mundo del blog de Amaya, tuve la oportunidad de descubrir una parte de mí. Tuve la oportunidad de conocer personas grandiosas, pero sobre todo, contribuí con mi granito de arena, para culminar uno de los tantos sueños de Amaya, “una carrera en el malecón de Coatza”. Ella necesitaba mucha motivación para poder luchar contra el cáncer. Fue maravilloso ver, como la unión bloggera, feisbukeros, Twitteros, familiares, anónimos, amigos de amigos, vecinos… todos, absolutamente todos, aportaron y apoyaron fielmente cada causa, todo por Amaya. Desde cualquier parte de México y del Extranjero, había alguien apoyandola. Todos nos unimos a su lucha. Los que solo apoyaron por unirse a una buena causa, terminaron por unirse a Amaya y la adoptaron en sus mundos.

Amaya, sin imaginarlo, sin buscarlo, entraste a los corazones de muchas personas. Motivaste. Creaste. Impulsaste. Enseñaste… Nos has regalado un gran ejemplo de vida. Nos has enseñado una gran lección: Nunca rendirse, nunca dejar de luchar y por muy difícil que sea la vida, nunca perder el sentido de humor y la pasión por la vida.

Leyendo un poco y al azar cada entrada del “Mundo según Amaya”, me encontré con este post, y antes de terminar de leerlo, ya estaba hecha un mar de llanto.

La carta más bella. (Viernes, 8 de enero 2010)

Hace más de un año, Aleks cambió algo en mí cuando me escribió esto:


No hay palabras, no hay acciones, no hay regalos, no hay canciones, no hay respuestas, no hay recetas, no hay lugar, no hay cambios, no hay persona, no hay preguntas, no hay peleas, no hay fiesta, no hay celebración, no hay noticia, no hay programa, no hay religión, no hay credo, no hay templo, no hay sueño, no hay líder, no hay familiar, no hay fuerza, no hay teoría, no hay escuela, no hay trabajo, no hay nada, absolutamente nada en este mundo que pueda cambiar tu forma de pensar y sentir en estos días por todo lo que estás pasando. Lo único que puede cambiarlo está en ti y no sé cómo se llama pero sé que está en ti.

Una vez te lo dije mi amor, Amaya no es un lado de su cara, si Amaya se resumiera a sólo eso, créeme que no dejarías huella en cada persona. Amaya es alegría, Amaya es conocimientos, Amaya es amor, Amaya es luz, Amaya es pasión, Amaya es ayuda, Amaya es inspiración, Amaya es responsabilidad, Amaya es enseñanza, Amaya tiene mucho que dar y compartir en esta vida. Para mí eres todo eso y además eres familia, apoyo y un gran ejemplo. Tenemos muchas cosas por delante... y como dice la canción: "Cause I don't shine if you don't shine".

Esto es de dos; Amaya y Alex.




Amayita, siempre "estaremos conectados".

Te quiero mucho, Lokis.

Ha llegado a mi vida una absoluta tranquilidad. Estos últimos 8 meses, he sentido como aquellas aguas caudalosas y alborotadas han tomado su curso, dejando a un lado los objetos acumulados por la larga travesía del camino, llegando a un punto  donde aquellos pedazos de objetos se han ido quedando en el camino, ya sea enredados, o bien atorados en alguna parte. Ahora, el agua fluye tan limpia, fresca, tranquila y junto con ella, yo inicio una linda travesía.
Es bonito analizar las etapas por las cuales la vida te lleva a experimentar. De uno depende quedarse en ese momento, o bien, seguir adelante. Cada una de las etapas que he vivido a lo largo de mis 29 añitos, han sido demasiado fructíferas. Es inevitable que, al momento de vivir alguna fuerte experiencia se manifiesten aquellos sentimientos negativos (coraje, rencor, enojo, depresión), pero, al menos en lo que a mí respecta, el éxito consiste en vivirlo, canalizar aquellos sentimientos y después liberarlos, buscando siempre el aprendizaje y lo positivo. Al final, se agradece todo aquello vivido, porque sin ese tipo de experiencias, en este momento no estaría sintiendo, disfrutando y encontrando mi tranquilidad y complemento.
Todo tiene un porqué y una razón de ser. Hoy por hoy, el agradecimiento a lo aprendido en el pasado es infinito y la alegría de disfrutar el presente es aún mayor y sumamente motivante.
Me tome mi tiempo, me senté en la orilla del camino, abrí mi mochila y únicamente decidí avanzar con lo que iba a necesitar para mi viaje. Lo demás, lo dejé ahí. El camino será largo, con el favor de Dios.
Por lo pronto vamos caminando tomados de la mano y muy enamorados.

19/01/2012

Me gusta mucho escribir y compartir mi sentir, mi pensar en mi espacio.  ¿Porqué ausente mis publicaciones? No lo se. Posiblemente me deje llevar por otros “distractores” que me arrojaron a otro mundo, pero hoy por hoy, me agrada haber retomado este espacio y sobre todo continuar con el proyecto que tengo desde mis 20 años.

Inicie este año con muchas espectativas y hartas ilusiones. Tantos proyectos por aterrizar, que de tan solo pensarlos nuevamente, me emociono mucho. Siento que estoy viviendo una linda etapa en mi vida, tengo a mi lado a un hombre maravilloso que me ama y respeta como no se imaginan y que puedo decir de mi pedacito de Luna, su crecimiento ha sido tan rapido, pero hermoso y muy disfrutado.

Este año cumplo 30. 2012 es un año de finiquitos, inicios y de muchas hermosas sorpresas.

Me está resultando un tanto imposible poder concentrarme en mi entorno laboral. Leo y releo una y otra vez la documentación que tengo que revisar y solo siento como van transcurriendo las horas y yo, ningún comentario he logrado emitir de tal documentación.

Busco un distractor, busco algo que motive mi jornada laboral, busco y afortunadamente encuentro algo tan peculiar en el “Túnel digital de aquel ser que se dice llamar Sábato”, encontrando con ello ciertas confesiones que me parecen sutiles, melancólicas e interesantes, leyendo opciones de un abecedario incognito, y eso me hace viajar nuevamente a aquel diario desnudo el cual tengo abandonado. Y ahí, leo cada pensamiento escrito, cada deseo añorado, cada sueño truncado… ahora, solamente me rio, cuando en ese tiempo lo lloraba.

Y hoy, me da gusto hacer una reflexión del ayer y el hoy, y no me queda más que disfrutar del hermoso y tranquilo presente que estoy viviendo, lleno de hermosas emociones y una tranquilidad única, la cual ya extrañaba sentir.

Luna Quisan

21/Julio/2011

Tenia muchas ganas de escribir algo hoy, pero en definitiva, de un momento a otro se me ha ido la inspiración. Espero poder pronto retomar nuevamente el blog.


Luna Quisan
21/junio/2011

He estado un poco ausente de mi, pues, entre tantas y tantas cosas he dejado dormidos a mis debrayes mentales. Digamos que, mis demonios se han sabido comportar, pero, por momentos, a pesar de todo y por todo, alguno de ellos se inquieta y no me deja estar agusto en ningun lugar. Es como si quisiera algo, buscara algo, necesitara algo, y es precisamente en ese momento donde me invade una terrible nostalgia la cual me cuesta trabajo contener.

He aplicado varias frases. He aplicado varias técnicas ocupacionales. He aplicado varias cosas, pero francamente creo que la que mas me ha funcionado es el desahogo escribiendo y viviendo esta especie de catarsis que solo yo la se llevar.

Y, es que resulta verdaderamente inevitable dejar de escuchar canciones y dejarme llevar, es en ese momento donde echo a volar la imaginación y es ahí donde comienzo a añorar y ansiar ciertas cosas o momentos que no tengo.

Pero de momento, los dejo con esta rolita que en lo personal me pareció hermosa, y desde este momento se suma a mi top de "rolitas favoritas lindas y altamente cursilonas" jaja.


Que chido despertar todo ese tipo de emociones en alguien y, sobre todo saber que para ese alguien eres musa, inspiración, ocurrencia, amor.... ¿Que lindo no?

En fin... algún día volaré y me complementaré.


Si esta usted pensando en llevarle una linda serenata al amor de su vida, pero no sabe ni que canciones pedirle al Mariachi o al trío, ¡no se preocupe! Tengo la solución a sus problemas.
Aqui le enlisto unas lindas, tiernas, cursis y románticas canciones que a las mujeres lindas, tiernas, cursis y románticas nos encantan!

1. Bonita.
2. Tres regalos.
3. Página Blanca.
4. Candado.
5. Perfume de gardenias
6. Motivos.
7. Contigo aprendí.
8. Parece que fue ayer.
9. Sabor a mi.
10.Regalame esta noche.
11.Cuando tu me quieras.
12. Amor mio.
13. Duerme.

Casi nunca hablo de mis papás, pero en esta ocasión platicaré un poquito de mi papá.

Mi papá es una persona super ocurrente, es un hombre con mucha chispa, carismático, coqueto a más no poder (cosa que detesto jaja), en fin, es una persona que cae muy bien a la primera.
Lo considero como un hombre muy noble, trabajador y luchón, es un adorado y no hay amiga que no me diga que me envidia por tener un papá como el mio.

Nuestra relación es super estrecha, digamos que somos muy cuates, y como todos los cuates nos contamos cosas, nos apoyamos, solapamos y bueno, también llegamos a tener nuestras diferencias. Nos hemos dado cada buen agarrón, uff!! arde Troya!, pero como siempre, los buenos momentos, el gran cariño y nuestra nobleza terminan ganando y como por arte de magia nos contentamos, sin decir más.
Mi viejito chulo, es super romántico y detallista, siempre buscando el más mínimo detalle para complacer a los demás. Es una persona muy espléndida y bueno, bajo ese tenor crecí.

Recuerdo que cuando era chiquita, los domingos nos sorprendía con una suculenta pizza de huevo! es grato, poder ser mamá y ver como ahora él le prepara las famosas pizzas de huevo a mi hija. Además cocina super rico, siempre me anda procurando con mi cafecito, y uno que otro experimento gastronómico recién inventado. Tiene buen sazón.

Desde chica, puedo recordar como mi papá siempre, pero siempre, le ha llevado serenatas a mi mamá. Desde tríos norteños, románticos, mariachis, jaraneros, marimbas, en fin... siempre la anda llenando de música romántica, flores, flores y ¡más flores!

¿Ahora entienden porqué soy tan cursi, romántica y adoro que me regalen flores?

Y como él siempre lleva serenatas, ahora nos tocó a mi mamá y a mi, llevarle serenata y despertarlo con las clásicas mañanitas al pie de su ventana. Grata sorpresa que se llevó, no lo podía creer y hasta la fecha lo recuerda, lo cuenta, celebra y disfruta.

Y para cerrar con broche de oro este tierno post, aquí les dejo nuestra canción.

Estos pequeños detalles son los que me encantan de mi hija. Es una bendición ser la mamá de esta maravillosa niña que llegó a mover todo mi mundo y a llenarlo de mucha alegría.



Anita, te ama mucho tu mami.

No sé hacia donde me lleve todo esto. Confieso que por momentos me invade el temor de que algo no salga como espero, pero, después de ver todo el movimiento que se genera alrededor de una magnifica persona, me vuelvo a motivar y continuo pedaleándole con todas las ganas. Todo esto me ha dejado grandes enseñanzas, me reconforta, me motiva, aprendo, me desprendo y alejo de cosas negativas, canalizo mi energía en ayudar, regalar sonrisas y lo mejor de todo es que sonríen. El objetivo se cumple.

No soy millonaria. No tengo lujos. No visto de altas marcas. No tengo el tiempo del mundo. No pertenezco a la “alta sociedad”. Pero lo que sí sé, es que tengo las ganas y la fuerza para motivar y ayudar a alguien que lo necesita y no importa que yo no sea nadie importante ante la sociedad, he aprendido que hay que tocar puertas, porque existe la posibilidad de que en alguna de esas tantas puertas que se tocan, pueden haber muchos “si” esperando solamente un empujoncito para salir y ayudar.

Tengo fe y creo en Dios y en su misericordia divina. Creo que la fe mueve montañas y estoy convencida que nunca es tarde para cambiar.

Y, si en mis manos está poder ayudar y si de mi ayuda depende una sonrisa y una grata satisfacción ¿por qué no hacerlo?

A través de esta nota, estoy tocando tu puerta y te hago la invitación para que compartas con nosotros este hermoso movimiento que se está generando para Amaya Marichal en su lucha contra el cáncer. Amaya necesita de ti, de tu sonrisa, de tu presencia, de tu apoyo y es por eso que te invita a caminar, trotar o correr este domingo 8 de Mayo a las 8:00 de la mañana. No importa que no tengas el hábito de hacer ejercicio, puedes ayudar colaborando de diversas formas, pero ojalá que puedas formar parte de este movimiento que es de puro corazón.

Estoy tocando tu puerta, ¿qué dices?




Informes: unidosporamaya@gmail.com
Twitter: @PorAmaya
Facebook: PORAMAYA




Noche,
¿qué es aquello que posees que me enloquece?
te conviertes en cómplice de la confusión endulzando mi mirada,
engañando tus sentidos y engañando a los mios
Me nublas, me pierdo en tu abismo.

Bendita noche,
Tan manipuladora y complaciente,
tan juguetona y tierna.
Noche que me acurrucas, y con la ternura de tu besos
me haces callar tajantemente.

Me gusta fantasear e idealizar que me amas,
y juego que me besas,
e imagino que me acaricias bajo aquella oscuridad
en donde las nubes ocultan a la luna para que no brille
dejando las sombras a merced de las caricias
del silencio, del deseo, de la pasión.

¿A dónde me llevas?

Noche, no quiero que amanezca
No quiero que te vayas.
No quiero que me dejes aún.
Dejame un minuto mas, aquí en la nebulosidad de tu calor.
Dejame disfrutar y beber un sorbo mas de tu esencia.
Dejame deleitarme con la embriaguez de tu supuesto amor.

Noche, que me cobijas.
Noche, que me cuidas.
Noche, que te esfumas con el tic tac de los dias.

Luna Quisan
24-03-2011


Cuando veo y escucho a otras personas contarme sus penas, las escucho y bueno, me resulta inevitable hacer un ligero y breve analisis de sus penas, mis penas y ciertas penas ajenas.

La mayoría de la gente nunca estamos conforme con lo que somos, el cómo estamos o lo que poseemos. Algunas personas nos ahogamos en un vaso de agua con cosas tan insignificantes y sobre todo que tienen solución.
Posiblemente en nuestro afán de sentirnos apreciados, atendidos y bueno, de llamar la atención, hacemos nuestras penas gigantescas. Pero, si nos detenemos un momento a analizar lo que somos, cómo somos, lo que tenemos, podríamos apreciar que independendientemente de todo estamos bien y humildemente deberíamos de agradecer y disfrutar.

Muchas veces, no estamos agusto con nuestro cabello, que si es corto o largo. Lacio o chino. Castaño, rubio, negro…, o bien, si estamos llenitas, gorditas, delgadas… y lo que a toda la gente le aqueja, lo material, el dinero, si tenemos o no tenemos, en fin…

Hay personas que padecen alguna enfermedad y luchan por continuar en este camino de la vida, de disfrutar de los días soleados, del ocaso del atardecer o bien de una noche serena con un cielo iluminado de muchas estrellas. Esas personas con tal de disfrutar de la compañía de sus seres queridos, se aferran a la vida como buenos guerreros que entregan todo en el campo de batalla con la finalidad de salir victoriosos. En esa guerra no se detienen a ver las fallas, ni ponen tanta atención a las heridas, simplemente buscan ganar la batalla, y para ello se somenten a toda clase de tratamientos los cuales dejan secuelas de las heridas de la batalla: aumentan o pierden peso, pierden cabello, se marchita la piel... la guerra no es nada fácil, pero las ganas de vivir son mas fuertes que el ponerse a pensar en el glamour. No importa perder cabello, no importa aumentar o peder peso, no importa que la piel se llene de manchas o de cicatrices, esas, son las heridas que deja la batalla.

Evitemos obsesionarnos con el aspecto fisico y tratemos de encontrar un punto de equilibrio entre lo tangible y espiritual. Demos gracias siempre por lo que somos y tenemos. Disfrutemos de cada dia. Sonriamos en todo momento y cuando sientan que se comienzan a ahogar en un pequeño vaso de agua, piensen en todos aquellos guerreros de vida.

Y, cuando por el camino de la vida se encuentren a cualquier guerrero, no olviden regalarle una sonrisa y expresar siempre admiración, porque creanme, son dignos de admiración.

Asi que, tus penas y mis penas, no son nada a comparación de las penas ajenas.


Luna Quisan
24-03-2011

“Despierta a la vida en vida”, eso fue lo que escribió Amaya en una madrugada en la que, nuevamente el insomnio se apoderó de sus noches, de sus pensamientos, de toda ella.


Curiosidad me da saber en todo lo que piensa Amaya en esas noches de insomnio. Lo increíble es, que a pesar de que el insomnio le roba las noches y los pensamientos, ella amanece fresca, risueña, radiante. Amanece con la energía y vitalidad necesaria para recibirte en su casa con una sonrisa y sus tejidos.

Te puedo contar que estuve platicando con ella y vi a una mujer fuerte, sensible, tranquila. Una mujer que disfruta y se emociona con todo lo que ocurre a su alrededor y que es motivado para su apoyo.

Ayuda, eso es Amaya, ayuda a las personas con Cáncer. Ayuda a todo aquel que lo necesite.

Agradecimiento, un complemento más para Amaya. Agradecimiento ante todo y por todo. Ella quisiera conocer y agradecer a cada una de las personas que la impulsan a seguir adelante en esta lucha, a todas aquellas personas que la han ayudado a ponerse la armadura de guerrera y han llenado sus días de fortaleza.

Amor, eso es Amaya. Amor a la vida. Amor por su chiquín. Amor por su Aleks, Amor por sus padres. Amor por sus amigos. Amor por toda la gente que la apoya. Y todo esto lo vuelvo a repetir: “Amor a la vida”.

Gracias a ti, gracias a todo esto, tenemos a una mujer que sigue amando a la vida y sigue sonriendo y disfrutando cada momento. Amaya esta despierta a la vida en vida, con su armadura puesta y está más que lista para la batalla.

Y por último te digo, que esas gotitas de agua salada que se fugan tan fácilmente por los ojitos de Amaya, son de felicidad, de agradecimiento a la vida, de agradecimiento a ti, porque sin tu apoyo, esa armadura no tuviera tanta fortaleza.

¡Gracias!



Todos unidos @PorAmaya, seguimos luchando contra el Cáncer.


Luna Quisan
22/02/2011

Cuando la conocí, se me hizo una mujer más. Recuerdo que incluso hablé, critique, me desesperé, pues, su grandiosa particularidad son sus “olvidos” repentinos. En aquel tiempo, recuerdo que me molestaba el hecho de que fuera una mujer altamente despistada, no lo podía creer, hoy, que la conozco un poco más, lo entiendo todo.

¿Quién es ella? Una mujer mexicana, que en las mañana se convierte en madre, y después es mujer trabajadora, a la hora de la comida se convierte en maestra, regresa a su rol de trabajadora y más tarde, en madre, esposa, religiosa, hija, amiga…

¿Quién es ella? Una mujer que se la pasa ayudando a los demás. Que busca la forma de apoyarte, y si no puede, simplemente te escucha, aconseja, comprende. Una mujer que procura y lucha día a día por no juzgar.

¿Quién es ella? Una mujer que te habla de las historias de la Biblia como hechos que sucedieron hace poco. Te cuenta cada capítulo y comienza narrando la historia, como si platicará de la vida de un primo, hermano, vecino y entonces, yo estoy tan atenta escuchando todo lo que tiene que contarme, y lo mas chistoso de esto es la emoción que ella le da y el énfasis y éxtasis que pone al momento de platicarlo, lo disfruta tanto, que contagia!

Y ahora, puedo decir que entiendo sus “olvidos” repentinos, pues, tantos roles que maneja esta mujer, que realmente es un milagro que aun no se le olvide su nombre: Carolina (Mujer fuerte, valiente).

Es grato y satisfactorio encontrar a mujeres con ella en este camino de la vida.


Luna Quisan
16/02/2011

Mientras dormía, en mis sueños me abordó el antojo por beber una taza de café. Despierto y ahí estas, a mi lado. Dejo la cama cuidadosamente para no motivar a que tu sueño se interrumpa.
Y mientras caminaba hacia la cocina, mi desnudez, mi excitación, tu aroma impregnado en cada parte de mi cuerpo y mi ansiedad me acompañaban a preparar la dichosa taza de café.

Mientras espero a que esté listo, me recargo sobre la fría pared y cierro los ojos, disfruto de su contacto, de su frialdad y la manera en cómo eriza mi piel. En ese instante, me vienen los recuerdos de tus besos, tus caricias y manera tan deliciosa del vaivén de nuestros cuerpos, con un ritmo exacto, con un ritmo sereno y a la vez intenso, con un ritmo único que solo nuestros cuerpos son capaces de dar.

El café está listo, sirvo dos tazas y mientras las sirvo me gusta sentir como el vapor de aquel liquido obscuro se asoma por mi vientre, por mis pechos y como estos hacen que mis pezones se pongan duros y tiernos, ricos y suaves, como pidiendo a gritos el roce de tu lengua y culmine con un delicado beso.

Tomo las tazas y regreso a la recamara. Aún duermes y te contemplo y cuando intento beber un sorbo de mi añorado café, escucho voces, ruidos. ¿Alguien me llama? Me siento extraña.

Abro los ojos y me veo sola, en mi cama y con pijama.


Luna Quisan
03/02/2011

Y pensar que aquellos besos traicioneros terminaron por abrir el caparazón de su corazón, recordando en la bruma de aquel polviento y solitario pasado la unión de dos cuerpos que entregaron su amor.

Y pensar que aquellas caricias aparentemente falsas ante los murmullos de la ociosa muchedumbre, resultaron ser el principio de algo deseado, añorado, prohibido e inexplicable.

Y pensar que aquella extraña locura, resulta ser hoy una locura real de dos almas dementes dispuestas a afrontar su realidad.

Y pensar que existió un pasado.
Y pensar que se disfrutó un presente.
Y pensar, pensar, pensar…en un futuro irrealmente perfecto para esta realidad de dos pequeños seres un tanto locos, un tanto cuerdos.

Luna Quisan
2/02/2011

Y que la vida es una.
Y que las sonrisas se iluminan.
Y que las miradas se cruzan.
Y que los cuerpos se acoplan.
Y que los besos callan palabras absurdas.
Y que tu calor protege.
Y que la muchedumbre habla.
Y que el rumor prosigue.
Y que mis ojos te miran.
Y que tu mirada grita.
Y que tus labios me callan.
Y que tu corazón me cobija.
Y que la muchedumbre se aburre.
Y que seguimos juntos.
Y que los dos nos reímos.
Y que somos felices.
Y que la vida sigue.
Y que la vida solo es una.

Luna Quisán
02/02/2011

¿Quién soy?

Mi foto
Mexicana de corazón, Mexico
Solo soy yo. Mortal de espiritu libre, enamorada del amor. De cabecita loca, corazón de pollo y mariposas en el estomago. Esta soy yo, la que piensa, habla, siente, vive, disfruta, llora, se emberrincha, ayuda, sueña... pero sobre todo, la que nunca deja de sonreir.

Visitantes

Buscas algo?

Cargando...

Mis fieles seguidores

Watch favourite links

Ya los viiiiii

Sobre el mar se eleva una luna espléndida.
Tú y yo la contemplamos desde dos extremos de la tierra.
Lamento que la noche sea muy larga y desvelado, te añoro apasionado.
Apago la lámpara: la luz de luna me encanta llenando todo mi cuarto.
Me pongo la capa y salgo.
Siento el rocío muy denso.
Me entristece no poder recoger un puñado de luz y ofrecértelo. Regreso y me acuesto.
Ojalá te vea en el sueño.


Zhang Jiuling