Pedacito de luna

Solo soy yo. Mortal de espiritu libre, compartiendo un pedacito de mi.

Si mi ventana virtual tiene cortinas, estas serían de organza color hueso, para que cualquiera que camine cerca de ella, pueda ver y sentir cada uno de los pensamientos que habitan detrás de ella.

3 Comentarios.:

Es excelente eso de un espacio habitado sólo por pensamientos. Y me pregunto lo qué podría pasar si los caminantes deciden en vez de pasar de largo, pues quedarse por los alrededores tratando de descorrer un poco las cortinas que los separan de esos pensamientos cautivantes..

Si! la verdad es que me gusta imaginar y enredar historias en mi mente, reales, ajenas, fantasiosas, no se, me gusta. Y bueno ya dependera de aquellos caminantes... Ha pasado uno que otro y quien sabe que le sucede a la especie masculina.
En fin, ya ni me mortifico tanto buscando al principe azul, ya nada mas lo busco principe y no azul.. jajaja creo que el color comenzaba a complicar la busqueda jajajaja

Saludoss!!!

Porque no ocultas tu humanidad: a los seres humanos nos encanta que nos cuenten historias y si no existen las inventamos.

Pues creo que sí. Eso del color es sumamente importante. El buen gusto y el nombre tambien y lo que se pone ahí donde debe ir la foto también. En tu caso todo es cute (valga el extranjerismo).

¿Quién soy?

Mi foto
Mexicana de corazón, Mexico
Solo soy yo. Mortal de espiritu libre, enamorada del amor. De cabecita loca, corazón de pollo y mariposas en el estomago. Esta soy yo, la que piensa, habla, siente, vive, disfruta, llora, se emberrincha, ayuda, sueña... pero sobre todo, la que nunca deja de sonreir.

Google+ Followers

Con la tecnología de Blogger.

Visitantes

Buscas algo?

Mis fieles seguidores

Watch favourite links

Ya los viiiiii

Sobre el mar se eleva una luna espléndida.
Tú y yo la contemplamos desde dos extremos de la tierra.
Lamento que la noche sea muy larga y desvelado, te añoro apasionado.
Apago la lámpara: la luz de luna me encanta llenando todo mi cuarto.
Me pongo la capa y salgo.
Siento el rocío muy denso.
Me entristece no poder recoger un puñado de luz y ofrecértelo. Regreso y me acuesto.
Ojalá te vea en el sueño.


Zhang Jiuling