Pedacito de luna

Solo soy yo. Mortal de espiritu libre, compartiendo un pedacito de mi.

Hace casi 12 años inicie mi debut en la artisteada cibernética. Recuerdo que criticaba a mi hermano por pasar largas horas frente a la computadora chateando, y muchas veces me llegue a preguntar el por qué le gustaba tanto... en fin. Un día mi querido hermano me dio una probadita del chat, cabe mencionar que en mi vida había tocado una computadora y bueno, ahi inicie y todo lo que se hacer en la compu, (hasta escribir rapidísimo) fue gracias al chat. Gracias Chat!! jajaja

Sucedió lo que tenía que suceder y lo que termina sucediendo cuando algo te gusta... me envicié. Pasaba largas y largas horas, chateando y chateando, conociendo gente de muchos lados... ya no veía tele, no comía, no dormía... mi vida era el chat.

En una ocasión conocí a un muchacho, quien era también de Coatza. La amistad fue creciendo mas y mas por el chat, al grado que intercambiamos nuestros números telefónicos y cambiamos el chat por el teléfono.

Y me pongo a pensar lo increíble que resulta el hecho de que puedas pasar largas horas hablando con alguien que en tu vida has visto, y esa persona puede llegar a conocerte sin haberte conocido. Que curiosa son las cosas de la vida. El tono de su voz siempre me encantó, anorteñado, risueño, tocando canciones en la guitarra para mi... jajaja... buenos tiempos aquellos... Lo mas curioso es que han pasado 12 años que llevamos de "conocernos", 12 años de hablarnos por teléfono, 12 años en los que a pesar de la distancia, siempre ha estado al pendiente de mi, pareciera como si supiera cuando estoy mal o triste, siempre habla en el momento preciso. Han pasado 12 años de tener una maravillosa amistad y es verdaderamente increíble que en esos 12 años no hayamos podido cruzas nuestras miradas.

Así es, mi querido amigo Florentino, nació de la inspiración de Gracia Marquez. De la nada ,yo me convertí en su Fermina Daza, su Diosa Coronada, y también me convertí en la esposa de un prestigioso doctor en la novela del "amor en los tiempos del colera". Quién sabe si lleguemos a esos 80 años, quién sabe si un día nuestras miradas se crucen y nos lleguemos a decir "hola, mucho gusto"... lo único que se, es que la voz anorteñada-costeña de Florentino nunca se me va a olvidar, como nunca olvidaré mi regalo de cumpleaños.

Tener un amigo así, no tiene precio.

Mi vida en un video.

5 Comentarios.:

Pues es que es eso...

Que padree! Estaria bonito tener un amigo asi, me pregunto como sucumben a la tentacion de quererse ver... saludos entonces a esa voz anorteñada...:)

Rara situación la nuestra no? Y cuando lo ves en retrospectiva no deja de sorprender que llevemos en contacto tantos años sin "conocernos". =)
Gracias por el post, pero sobre todo, muchas gracias por ser mi amiga!!
Un abrazo!


P.D.
Saludos Diliviru! ;)

Rafael: Verdad?????? en mayo tendremos el gusto. Un abrazo!!

Diliviru: Sucumbimos la tentación por que él está en Mexicali... y las ocasiones que ha venido a Coatza no hemos podido coincidir.. en fin.. :P Algún día no muy lejano...

Florentino: De nada valiente caballero!! Ha sido un placer formar parte de las hojitas de su libro de la vida. Un Abrazo!

no mamesssssssss y mira que pocas veces dejo fluir esa palabrita aqui en el post.......pero ese regalo esta de lo mas bello....ayyy como no me regala el daniel algo así,me mataría de amor, lo sé....
besos viejita, eres única y bella por eso te mereces eso y más todavía...tqm

¿Quién soy?

Mi foto
Mexicana de corazón, Mexico
Solo soy yo. Mortal de espiritu libre, enamorada del amor. De cabecita loca, corazón de pollo y mariposas en el estomago. Esta soy yo, la que piensa, habla, siente, vive, disfruta, llora, se emberrincha, ayuda, sueña... pero sobre todo, la que nunca deja de sonreir.

Google+ Followers

Con la tecnología de Blogger.

Visitantes

Buscas algo?

Mis fieles seguidores

Watch favourite links

Ya los viiiiii

Sobre el mar se eleva una luna espléndida.
Tú y yo la contemplamos desde dos extremos de la tierra.
Lamento que la noche sea muy larga y desvelado, te añoro apasionado.
Apago la lámpara: la luz de luna me encanta llenando todo mi cuarto.
Me pongo la capa y salgo.
Siento el rocío muy denso.
Me entristece no poder recoger un puñado de luz y ofrecértelo. Regreso y me acuesto.
Ojalá te vea en el sueño.


Zhang Jiuling